La búsqueda de una vivienda puede convertirse en una tarea compleja si no tenemos un orden y claridad que nos permita saber dónde y qué buscar. Muchas veces nos dejemos deslumbrar por ciertas características dejando de lado aspectos que son igualmente importantes.

A continuación te compartimos 9 aspectos que debes tener en cuenta al buscar casa o apartamento:

Define necesidades y prioridades: Tener claro lo que necesitas y buscas en una casa o apartamento te ayudará a hacer más ágil el proceso de compra, definir qué tan amplio deberá ser, el número de habitaciones y baños que debe tener, si requieres de un patio espacioso, un parqueadero o una terraza, si buscas que la propiedad esté en una urbanización abierta o cerrada, con o sin zonas sociales. Establece también un presupuesto mínimo y máximo, y con base a esto inicia la búsqueda de la vivienda.

Elige una ubicación: La ubicación es uno de los factores más importantes a la hora de elegir vivienda, no solo por temas de comodidad, sino también por las posibilidades de valorización que pueda tener. Si no conoces el sector, infórmate, puedes buscar opiniones y referencias; una estrategia muy efectiva es visitarlo en diferentes horas del día, esto te dará una perspectiva más amplia del ambiente que maneja el lugar; ten en cuenta aspectos como: El ruido, el flujo vehicular, la seguridad, la accesibilidad, la cercanía a zonas urbanas, colegios, supermercados, y centros comerciales. Evita zonas peligrosas o con potenciales riesgos que puedan afectarte en un futuro, como por ejemplo viviendas ubicadas en fallas geológicas o cerca de algún rio.

Características físicas del inmueble: A veces nos enfocamos en ciertos aspectos y características de la vivienda dejando de lado otras que pueden parecer menos importantes, sin embargo es aconsejable que al visitarla, hagas una revisión completa de su estado, pregunta por los materiales, las técnicas de construcción, las medidas, y la distribución. Verifica las puertas, ventanas, closets, baños, pisos, escaleras, paredes, techo, redes de agua, luz y gas. Esto te puede ser muy útil y tremendamente beneficioso para tu bolsillo, por ejemplo, si las ventanas están ubicadas estratégicamente, tu casa tendrá luz y ventilación natural, ahorrándote gastos de energía. Si es posible toma fotografías y videos, porque muchas veces la memoria nos juega una mala pasada y olvidamos los detalles.

No te desesperes: Ten calma, la búsqueda de vivienda puede tardar incluso hasta 4 meses, recuerda que es bueno considerar varias opciones y hacer comparaciones de los beneficios que ofrece cada una. Involucra a tu familia en el proceso así estarás seguro de que todos estén conformes con la propiedad antes de tomar una decisión.  

Imagina tu vida en ese espacio: Utiliza tu imaginación, visualiza la vivienda con tus cosas, con la decoración y distribución que te gustaría tener a ti, con tu estilo propio. Si hace falta hacer un cambio, analiza qué tanto tendrías que invertir para convertirla en la casa de tus sueños.

Investiga: Para evitar problemas siempre es aconsejable investigar, tómate tu tiempo para buscar información sobre el proyecto, la constructora, o la inmobiliaria, verifica la trayectoria que han tenido, y su desempeño, ten en cuenta los comentarios y opiniones de otras personas. Solicita la documentación necesaria como licencias y permisos, y asegúrate que todo esté en orden. Se cuidadoso con la información que suministras, nunca sabes quién puede utilizar de forma irresponsable tus datos.

Financiación y condiciones de pago: Infórmate sobre la financiación, y antes de adquirir un crédito hipotecario compara varias opciones con diferentes entidades, y elige la que mejores condiciones te brinda; ten presente que antes de iniciar el proceso de compra, debes tener alguna clase de ahorro y definido un plan de pagos, que te permita acceder fácilmente a la vivienda.

Todo lo que se pacte debe quedar por escrito: Cualquier modificación de las condiciones pactadas inicialmente, por mínima que sea, debe quedar especificada por escrito, suele suceder que las constructoras cambian por alguna razón el material de algún terminado, la fecha de entrega, la fecha de pagos o escrituración de la vivienda, entre otras, asegúrate que no sea solo de palabra sino que exista algún registro que de testimonio de ello, siempre y cuando no tengas problema con la modificación y está no te afecte de manera negativa.

Mantente informado: Actualízate constantemente sobre los avances de obras, el cumplimento de fechas, los valores de administración y escrituración, sobre las políticas y decisiones de las entidades financieras, entre otras. Interésate en mantenerte informado sobre los aspectos relacionados con la compra de tu vivienda.




 

©2018 tuproyeccion.com | todos los derechos reservados
Powered by: rhiss.net